¿Querés ser sustentable pero no tenés demasiado presupuesto? ¡Mirá estas 10 maneras gratuitas!

¿Querés ser sustentable pero no tenés demasiado presupuesto? ¡Mirá estas 10 maneras gratuitas!

La realidad es inminente: El único futuro posible es sustentable. Y mientras intentamos hacer todo por construir presentes más amigables con el planeta y con el medioambiente, podemos sentir que el presupuesto no alcanza.

En algunos casos, los productos con menos impacto ambiental suelen ser más costosos (porque engloban procesos más complejos o bien regulados), por ejemplo la ropa de marcas conscientes, los autos eléctricos, los productos de acero inoxidable, los paneles solares, etc.

Por ese motivo te traemos algunos consejos gratuitos (o muy baratos) de diferentes maneras de sumarse a un estilo de vida mucho más sustentable.

  1. Decile adiós al gasto innecesario en casa. Tanto de agua como de luz: ser conscientes del gasto extra que normalmente producimos por solo dejar luces innecesarias prendidas o las canillas abiertas, nos cambiará muchísimo la perspectiva ambiental.
  2. Reducí tu consumo de carne. Los productos derivados de animales tales como la carne y el pollo vienen de industrias masivas responsables de gran parte de la huella de carbono que produce la sociedad moderna. Los millones de litros de agua utilizados diariamente y los gases tóxicos despedidos para el consumo de carne vacuna no se comparan a los de ninguna otra industria. Por lo tanto, optar por consumir menos carne es una excelente opción. Además, añadiendo más verduras, frutas y legumbres a nuestra dieta estamos produciendo un cambio positivo en nuestros hábitos de salud.
  3. Comprá a granel. De a poco vamos viendo cómo en todas las ciudades se instalan negocios que tienen la opción de venta a granel. Esto significa que no entregan bolsas ni recipientes plásticos. Vos podés llevar tus bolsas reutilizables y tuppers para hacer las compras, y abastecer las alacenas de la casa sin generar residuos.
  4. Hacé compost. El compost es una mezcla de residuos orgánicos con tierra y lombrices que más tarde producirá abono para las plantas. Es una opción excelente para aprovechar todo lo que iría a la basura pero que puede ser transformado en un sustrato muy rico para las plantas del hogar, o incluso devuelto a la tierra en parques, plazas y espacios que tengan plantas.
  5. Hacé tus compras en negocios locales y pequeños emprendimientos. Las cadenas masivas de supermercados, centros comerciales y grandes marcas suelen ser responsables de grandes niveles de contaminación en las ciudades y los ríos del país. Por eso, elegir comprar local o artesanal siempre es una opción mucho más ecológica.
  6. Decí NO al plástico. Una manera sencilla de hacer esto, es llevar a todos lados una botella reutilizable con agua y una bolsa de tela. De esa forma no vas a tener la necesidad de comprar botellas con bebidas, y tampoco de aceptar bolsas plásticas en negocios.
  7. Separá la basura. Poné en tu casa dos tachos: uno para los reciclables (secos y limpios) y otro para los orgánicos, que más tarde vas a poder llevar a tu compost y aprovechar. A los reciclables luego podrás llevarlos a plantas recicladoras, donarlos, venderlos o convertirlos en ladrillos plásticos listos para utilizar en construcciones.
  8. Siempre que puedas, optá por caminar, andar en bici o moverte en transporte público. Dejá el auto para situaciones excepcionales. Esto, además será muy beneficioso para tu salud.
  9. Optá por cosméticos biodegradables y naturales. En la actualidad existen muchísimos reemplazos del shampoo, acondicionador, desodorante, cremas, pasta dental, etc, todos de naturaleza orgánica y muy efectivos. Además de ser buenos para el cuerpo, no contaminan el agua que utilizamos.
  10. Comprá usado o vintage. A la hora de adquirir nuevas prendas de ropa, hacelo de manera consciente. Podés elegir comprar en marcas sustentables, pero si te resultan demasiado costosas siempre podés ir por opciones de segunda mano o vintage. No te dejes engañar por la mala prensa: la ropa usada suele ser la de mejor calidad, ya que son prendas con años de confección y normalmente muy bien cuidadas. Además, encontrarás joyas textiles que no están a la venta en ningún otro lado. ¡Buscá la feria más cercana en tu barrio! Si no, podés optar por cientos de opciones de ferias online.

Deja una respuesta